viernes, 2 de agosto de 2013

Las palabras del Papa Francisco en Río, según Matko Koljatic


Las palabras de Francisco en Río dan para pensar. Aunque lo medios de comunicación centraron su cobertura en su sonrisa, su carisma personal indudable y en las multitudes que congregó su visita, pienso que lo mas importante de la JMJ fue su predicación, que en un estilo directo -como decía un periodista, con “sus frases con gancho”- nos dejó con tarea para la casa.

Veamos, por ejemplo, lo que les dijo Francisco a los miembros del comité de coordinación del Consejo Episcopal Latinoamericano (Celam), en uno de los pasajes más fuertes que les dirigió a los pastores de la región: “El obispo debe conducir, que no es lo mismo que mandonear”, dijo. “Los obispos deben ser pastores, cercanos a la gente, padres y hermanos, con mucha mansedumbre: pacientes y misericordiosos. Hombres que amen la pobreza, sea la pobreza interior como libertad ante el Señor, sea la pobreza exterior como simplicidad y austeridad de vida. Hombres que no tengan psicología de príncipes”. 


Cuando leí este párrafo en el periódico sentí que no solo le estaba hablando a esos obispos, sino que también a mí y a todos aquellos que tienen responsabilidades ejecutivas o que desempeñan labores de enseñanza en ámbitos del liderazgo, sean creyentes o no. Porque, ¿no se aplica al trabajo ejecutivo, también, la obligación de conducir y no de mandonear? Más aún, ¿no es aplicable, también, al trabajo ejecutivo la obligación de no tener una “psicología de príncipes”?.
Imagino que el origen de esta expresión que usó el Papa es el tratado sobre el poder que escribió Maquiavelo en su libro “El Príncipe”. Pero, la idea de la “psicología de príncipes”, también se puede asimilar a uno de los mayores lastres estudiados en la ciencia de la administración cual es pensar que la autoridad proviene del cargo que corresponde desempeñar. Si hacemos un poco de introspección rápidamente concluiremos lo fácil que es caer presos de la importancia de los cargos que desempeñamos -como dice Francisco, perdiendo en lo interior la libertad- y en lo exterior, faltando a la austeridad y simplicidad.
Pero Francisco no se queda en la denuncia. Al contrario, el Papa nos orienta sobre cómo superar esa debilidad: frente a la fuerza del poder propone ser “cercanos a la gente”. En ello, coincide con lo que pregonan muchos gurúes del management, entendiendo a “la gente” como las personas que son nuestros stakeholders.


Presiento que Francisco jamás ha leído un libro de administración ni tenido una clase sobre el tema ni discutido ningún caso y que llega a esta invitación a ser cercanos a la gente tras su lectura y meditación de los textos sacros, pero también por su experiencia como sacerdote y porque no decirlo, como “ejecutivo” siendo obispo. Sus múltiples gestos de simplicidad y austeridad reflejan su forma de ser y de pensar. Además, nos transmiten en forma ejemplar de qué se trata la responsabilidad del liderazgo. Quizás esa misma simplicidad y austeridad son las que hacen difícil referirse a él como el Papa Francisco.


Todo el análisis anterior es, por cierto, terrenal. El mismo Francisco ha advertido que la Iglesia no es una ONG, aunque para los profesores de administración sea una tentación someter su liderazgo al análisis de la disciplina.
No es sorprendente, entonces, la reacción de las multitudes ante un hombre que aceptaba el sorbo de mate que le ofrece cualquiera en su recorrido por Río de Janeiro, revalorizando, como expresaba un analista, la cultura del encuentro vs la cultura del descarte. Congruente con lo anterior, a quienes desempeñan liderazgos en el ámbito de la sociedad civil, los animó a rehabilitar la política como la forma más alta de caridad y a vivir en humidad social.
De esa misma vertiente el Papa Francisco desprende una expresión de gran actualidad de la doctrina social de la Iglesia que sorprende por su claridad y audacia, al proponer que “la medida de la grandeza de una sociedad está dada por el modo en que trata al más necesitado...”
 ¿Que más se puede decir sobre el tema?
Matko Koljatic
Profesor Escuela De Administración Pontificia Universidad Católica de chile

Diario Financiero
01 De Agosto 2013

Artículos más leídos en última semana

Un libro del autor

Un libro del autor
Pinche y Lea algo del libro en este link

¿Quién es el autor de este sitio?

Mi foto

Profesor de formación, educador de corazón. Magíster en Educación Pontificia Universidad Católica de Chile. Autor de libros y de diversos artículos sobre educación, desarrollo humano, gestión de calidad, evangelización del currículum.
Actualmente es Director Ejecutivo de una red de colegios, Presidente Amares, Vice Pdte. Fundación Iglesia Educa. Esposo de Verónica, Papá de Natalia, Amante de la Vida y de los Sueños.

Translate, Traducción

Estamos en Creative Commons

Licencia Creative Commons
Winston Elphick.net está bajo una Licencia Creative Commons Atribución 3.0 Unported.

Somos parte de Creative Commons Internacional

Contra lo que piensan algunos que NADA es gratis en la vida, creemos que TODO es un regalo, un don de la Vida, los Amigos, Dios...
Por eso este sitio tiene Licencia Creative Commons Internacional: Puede usar los escritos con total libertad, sin pedir permiso... el conocimiento es un regalo que entre todos construimos.

FORMANDO REDES, PERO PARA ALGUN CAMBIO SOCIAL!!


Artículos anteriores

¿Buscas algún tema? ¡AQUI!