miércoles, 7 de octubre de 2009

ESTE DIOS NOS INVITA A EVOLUCIÓN CONSTANTE


Charles Darwin nos hizo ver que el peso genético es muy  fuerte,
Que somos seres en permanente evolución,
que hemos nacido  de la tierra, del "humus" y que por eso somos "hombres".

Y pese a esto todavía existen algunos Señor, que contraponen
la teoría de la evolución con la mirada de la creación divina...


Somos seres que vamos en constante evolución,
no terminamos de nacer, lo vamos haciendo cada día,
permanentemente voy muriendo y voy naciendo.
En el camino voy dejando células muertas, sueños abortados,
amigos perdidos, posibilidades no explotadas.
Pero también voy renaciendo cada día,
con nuevas células, con mayor sinergia, con dinamismo,
con sueños y trabajos por realizar.
Este Dios no nos deja tranquilos, siempre llama a más...


Pero también es cierto Señor que pareciera
que la fuerza genética del mono aún no ha evolucionado totalmente en nosotros,
nos coge de cuando en cuando y se manifiesta amordazando a la razón.  
Transforma nuestras palabras y los gestos, 
nos hace señores de la metralla, amantes de la bravura, peones de la violencia.

Nuestro primer idioma como género humano fue el gemido, 
el gesto acompañado del grito, del salto, del espanto.
Era necesario gritar y contorsionarse hasta el dolor del rostro 
si era necesario para manifestar el peligro 
que significaba el aparecimiento de un animal peligroso para la vida del grupo.


No bastaba un grito, era necesario el acompañamiento 
de cada músculo que levantara las piernas y los brazos, 
que se convertían junto al brutal esfuerzo de la garganta, 
en la alerta salvavidas de aquellas pobres 
primeras comunidades en proceso de huminización.


Era la sed de comunicación que llevó al simio 
a dar el salto hacia la humanidad comunitaria.  
Era la fuerza imparable de la evolución que requería un código 
que vinculara a los miembros de una misma tribu, 
este sería el canal para seguir la ruta del crecimiento.
Era el nacimiento de la lengua articulada y del idioma común,
era la semilla de fraternidad que este Dios trinitario-comunitario
quiso colocar en toda vida humana...
Este Dios nos hizo sus hijos y nos hizo hermanos...
a pesar de que a veces lo olvidamos.

Artículos más leídos en última semana

Un libro del autor

Un libro del autor
Pinche y Lea algo del libro en este link

¿Quién es el autor de este sitio?

Mi foto

Profesor de formación, educador de corazón. Magíster en Educación Pontificia Universidad Católica de Chile. Autor de libros y de diversos artículos sobre educación, desarrollo humano, gestión de calidad, evangelización del currículum.
Actualmente es Director Ejecutivo de una red de colegios, Presidente Amares, Vice Pdte. Fundación Iglesia Educa. Esposo de Verónica, Papá de Natalia, Amante de la Vida y de los Sueños.

Translate, Traducción

Estamos en Creative Commons

Licencia Creative Commons
Winston Elphick.net está bajo una Licencia Creative Commons Atribución 3.0 Unported.

Somos parte de Creative Commons Internacional

Contra lo que piensan algunos que NADA es gratis en la vida, creemos que TODO es un regalo, un don de la Vida, los Amigos, Dios...
Por eso este sitio tiene Licencia Creative Commons Internacional: Puede usar los escritos con total libertad, sin pedir permiso... el conocimiento es un regalo que entre todos construimos.

FORMANDO REDES, PERO PARA ALGUN CAMBIO SOCIAL!!


Artículos anteriores

¿Buscas algún tema? ¡AQUI!